Como ser más competitivos en la Industria 4.0

[bannerbox bg_image=”https://mbge.com.mx/wp-content/uploads/2017/09/Banner-Interior-05.jpg” bg_opacity=”1″ border_opacity=”0.8″ text_align=”center” target_blank=”true”][/bannerbox]
A lo largo de más 200 años hemos vivido cambios en la revolución industrial. El ser humano ha sabido aprovechar los recursos naturales convirtiéndolos en cosas útiles; desde la creación de la máquina de vapor, la producción en masa y la automatización de tareas gracias a los descubrimientos de la informática. Hoy en día, estamos viviendo una 4° Revolución Industrial o Industria 4.0, la cual, lleva a la digitalización de los procesos productivos mediante tecnologías digitales y sistemas de información para transformarlos y hacerlos eficientes.
Actualmente en México, donde la industria manufacturera es quien mueve la economía del país, es indispensable la automatización de procesos para cada una de ellas, pretendiendo una mayor producción en menor tiempo, sin la necesidad de sustituir el recurso humano. Según los especialistas, la adopción tecnológica que conlleva la industria 4.0, permite a las empresas un ahorro en costos de hasta 30%. Sin embargo, las manufactureras enfrentan dos principales problemáticas: la sobrerregulación que podría venir de los gobiernos y la falta de educación en el uso de herramientas tecnológicas. Jay Timmons, CEO de la Asociación Nacional de Manufactureros (NAM) menciona que de no adquirir las habilidades necesarias el 60% de los 3.4 millones de empleos que se crearían en el sector manufacturero se quedarán vacantes.
Para guiar la adopción tecnológica en las empresas manufactureras primero debemos identificar la conectividad que incorpora la infraestructura de comunicaciones para trasmitir grandes cantidades de información y análisis en tiempo real. Por ejemplo, en el ámbito de Comercio Exterior es de suma importancia llevar el control de las entradas y salidas de las mercancías en tiempo real, para así tener un control de inventarios acorde a lo que solicita la autoridad, seguido de distintos niveles de automatización a través de una plataforma como Aranxel, en la que se utilizan tecnologías que emplean la optimización, configuración y la inteligencia artificial para entregar eficiencias de costos superiores, así como productos y servicios de mejor calidad. Además de ello, se incursiona la manufactura aditiva donde las aplicaciones principales son para creación de prototipos rápidos usando diseño y modelado, para fabricación directa de partes, revisión de ajustes de formas en ensambles y verificación de prototipos funcionales.
Cuando la tecnología se usa de manera correcta, puede ahorrar a las organizaciones en costos de calidad y reducción dramática de tiempos de proceso.
Algo que debemos tener claro, es siempre buscar cómo ser más competitivos en la industria manufacturera, logrando que los sistemas y máquinas productoras estén conectadas entre sí y rindan cuentas de manera clara y veloz. Al estar en línea, éstas pueden ser manipuladas por medio de un software accesible, por ejemplo Aranxel, la solución tecnológica que permite de manera sencilla tener control sobre el funcionamiento de tu organización. Es por eso que debemos analizar los beneficios de adoptar la industria 4.0:

  • Capacidad de adaptación constante a la demanda
  • Servir al cliente de una forma más personalizada
  • Aportar un servicio post-venta uno a uno con el cliente
  • Diseñar, producir y vender productos en menor tiempo
  • Añadir servicios a los productos físicos
  • Crear series de producción más cortas y rentables
  • Aprovechar la información para su análisis desde múltiples canales capaces de analizar y tomar decisiones en tiempo real

Es posible que la industria manufacturera se esté preparando para afrontar cambios a los que se verá expuesto en poco tiempo por los avances acelerados en cuanto a invenciones y desarrollos tecnológicos; la idea de impulsar la competitividad de mano de la digitalización es muy cautivadora para toda industria, sin embargo, para un total aprovechamiento del nuevo escenario que se aproxima, el primer paso a dar es evaluar los desafíos reales a los que se debe enfrentar la industria, por ejemplo: las empresas deberán evaluar sus modelos de innovación y capital para nuevas tecnologías de información y de procesado inteligente, mano de obra efectiva y calificada, que cambiará el trabajo manual por el manejo de software, pasaremos de productos tradicionales a productos digitales conectados, de vender activos a vender el uso de los activos. En fábricas, con un gran nivel de interconectividad y flujo de datos, el riesgo de hackers es también mayor, por eso es imprescindible apoyarnos de expertos proveedores de sistemas de seguridad.
Todas las revoluciones industriales han tenido una serie de herramientas o avances tecnológicos que los han hecho posibles. Sin embargo, todo cambio promete retos que si se anticipan pueden convertirse en oportunidades de aprovechamiento dentro de la industria manufacturera y es así como debe moverse en México, durante muchos años hemos tenido cambios innovadores de los cuáles debemos sacar provecho. Aranxel adoptando la Industria 4.0 ha llevado el control de inventarios en materia de Comercio Exterior a distintos niveles de automatización englobando toda la cadena de suministro logrando así un mayor alcance para las organizaciones.

Posts Relacionados

Dejar un comentario

Debes iniciar sesión para publicar un comentario.